viernes, febrero 23, 2024
InicioRecursosLa Lectio Divina: Lectura orante de la Palabra

La Lectio Divina: Lectura orante de la Palabra

¿Qué es la Lectio Divina?

La Lectio Divina o Lectura Orante de la Palabra, es un método de lectura bíblica que nos lleva a la oración. Es orar con la Palabra; lectura orante de la Palabra.

Es una forma de lectura pausada de las Sagradas Escrituras que nos lleva a establecer un diálogo con Dios para saber lo que nos quiere decir por medio de un texto bíblico.

Es un método de oración, que suscita un encuentro personal con Dios, una forma que nos enseña a leer, meditar y vivir la Palabra.

Orígenes

Este método fue sistematizado en el siglo XII por los monjes cartujos, pero con indicios de su práctica ya entre las primeras comunidades cristianas y algunos padres de la Iglesia. Sus raíces se fundan en las sinagogas judías, donde la lectura, meditación y oración de las Escrituras eran enseñadas por los rabinos para una mejor comprensión de éstas.

Pasos para la Lectio Divina

Aunque no es un método que tenga reglas rígidas a seguir, hay algunos pasos que son fundamentales para conseguir nuestro objetivo:

1- Seleccionar el texto y lugar

La Lectio Divina puede hacerse en familia o de forma individual. Hay que elegir el texto, que puede ser el evangelio del día. También es importante seleccionar un lugar adecuado, donde no haya distracción

2. Oración al Espíritu Santo

Si el Espíritu Santo inspiró al autor sagrado, es también al Espíritu Santo a quien debemos invocar primero para que nos explique el contenido y nos introduzca en ese clima de oración con las Sagradas Escrituras.

Hay que hacer un silencio interior y entrar en la presencia del Señor. Puede hacerse un canto introductorio y alguna oración ya conocida al Espíritu Santo o una espontánea para pedir su presencia. Por ejemplo:

«Ven Espíritu Divino, manda tu luz desde el cielo para que nuestra mente y corazón sean iluminados y poder entender la Palabra que hoy vamos a meditar…»

3. Leer el texto (lectio)

Tanto si es en grupo como individual, es conveniente proclamar primero la Palabra en voz alta. Luego quedarse leyendo tantas veces sea necesario para identificar aquí todos los detalles que sobresalen en el texto leído: personajes principales y secundario, circunstancias, actitudes, lugares, expresiones, verbos, adjetivos, tiempos. No es lo mismo que un acontecimiento bíblico suceda en la mañana, que suceda en la tarde o en la noche. También es fundamental el tiempo de los verbos: pasado, presente o futuro. Todos esos detalles sirven para entender bien el mensaje.

Aquí respondemos a la pregunta «¿Qué dice el texto?»

4. Meditar la Palabra (Meditatio)

Aquí respondemos a la pregunta «¿Qué me dice el texto?»

Hacer una breve reflexión sobre el el texto leído. La lectura hecha, ¿Qué me dice a mí, personalmente? ¿Qué me sugiere? Mirar la escena y nuestra propia vida. ¿Cómo la estoy viviendo en mi familia, grupo, parroquia…?

Esta es una reflexión que, aunque se haga en grupo, se dice en primera persona: «¿Qué me dice a mí el texto?», no es «¿Qué nos dice…?» La reflexión es personal.

5. Orar con la Palabra (Oratio)

Aquí respondemos a la pregunta «¿Qué le decimos ahora al Señor?». Es la respuesta orante que surge del texto leído y meditado. Entramos en diálogo con el Señor en una oración que puede ser de acción de gracias, alabanza o petición.

Por ejemplo: «Gracias, Señor, por este mensaje que me llama a… por este mensaje que me ha reconfortado en… por este mensaje que aumente mi fe por…» O una petición: «Te ruego Señor que me ayudes a hacer vida este mensaje en el que me pides que…» o también «Te pido, Señor, que me perdones porque, a la luz de tu palabra, he descubierto que te estoy fallando en…»

6. Contemplar al que es la Palabra (Contemplatio)

¡Quiero identificarme contigo, Señor! Contemplo a Jesús: en el trasfondo de esta escena, en su vida.

Aquí nos acercamos al acontecimiento, a los hechos, a los personajes. Viajamos a Galilea, al mar, a la montaña, al lugar donde sucedió lo que hemos leído. Percibimos, olemos, sentimos la escena.

7. Vivir la Palabra, compromiso (Actio)

¿Qué debo hacer yo? ¿Qué quieres, Señor de mí? ¿A qué me compromete el mensaje de fe que hemos visto en este relato? Quienes se han encontrado con Jesús no pueden callar la noticia…

8. Oración de Acción de Gracias

Gracias, Padre, por tu presencia y cercanía en este rato de oración, y por la luz y la fuerza que nos has dado.

Ayúdanos a vivir según tu voluntad, sirviendo siempre a nuestros hermanos.

Por Jesucristo, tu Hijo, nuestro Señor. Amén.

Comentarios de Facebook
Cristomanía Católica
Cristomanía Católicahttps://cristomaniacatolica.com
Redacción Central de Cristomanía Católica

Musica

Cantos de entrada para la misa, con acordes y vídeo

0
Les ofrecemos un repertorio amplio de cantos litúrgicos de entrada para la Santa Misa, con acordes y cada canto incluye, al final, un vínculo al vídeo correspondiente.
Sandy Caldera

Sandy Caldera: cantante católica, psicóloga y conferencista mexicana. Su biografía y sus canciones.

0
Sandy Caldera es una cantante católica, psicóloga y conferencista mexicana, cuyo testimonio es conmovedor, puesto que es invidente de nacimiento; pero Dios la ha dotado de grandes carismas para convertirse en la motivación de todos aquellos pesimistas que creen que Dios castiga y abandona a las personas con capacidades especiales.
Celinés Díaz

Celinés Díaz: cantante católica dominicana, su biografía y sus canciones

0
Conozcamos ahora a otra joven cantante y compositora católica que se está abriendo espacio entre un nutrido grupo de artistas que emergen, por la...
Athenas

Athenas (Athenas María Vinica): Su biografía y sus canciones

0
Athenas, cantante y compositora católica argentina, con tres discos de alabanzas y 7 de salmos para la Santa Misa, además de cantos para el Santo Rosario

Martín Valverde Rojas: biografía y canciones

0
Seguimos con nuestro apoyo a los artistas católicos. Conozcamos a Martín Valverde Rojas: Cantante católico, su biografía y sus canciones. Sin lugar a dudas Martín...